Videos

Actuaciones de impacto

La especialista Virginia Barcellós imparte cursos para interpretar peleas en el Taller de Artes Escénicas de Vitoria
N. ARTUNDO VITORIA.
«En las peleas a cuchillo no hay reglas». Paul Newman lo dejó bien claro en ‘Dos hombres y un destino’, de una manera tan contundente como una buena patada en la entrepierna de su rival. Pero, por suerte para el otro actor, no hubo contacto. Tampoco existió entre Ed Norton y Brad Pitt en ‘El club de la lucha’ o entre la katana de Uma Thurman y sus adversarios japoneses en ‘Kill Bill’.
«No es una pelea, es una coreografía. Los que han de creerlo son los asistentes», explica la experta Virginia Maria Barcellós, que en estos días imparte un doble curso de interpretación de lucha en el Taller de Artes Escénicas de Álava. Licenciada en Educación Física e Interpretación, la artista brasileña enseñará a los alumnos del centro a fingir combates con verosimilitud. Pero también dará un curso los días 8, 9 y 15 a un grupo de personas a quienes sólo se les exige tener el hábito de practicar ejercicio físico (inscripciones, en el 945 284542).
«El aspecto de la ilusión es importante. Enseño movimientos que den la impresión de pelea, pero no hay nada de violencia», recalca Barcellós, cuya formación incluye disciplinas como la capoeira, el muay thai o el kung fu. «No es un curso de defensa personal, aunque ha habido alumnos que creían que lo iban a poder usar en la calle. Sí es para pasar un buen rato y saber que lo que hagan en escena será una cosa buena, de calidad, bonita y segura».
Y es que la seguridad es una de las bases del planteamiento de Barcellós, que hizo un master en Londres para perfeccionar sus técnicas. «Es importante la posición de la pareja. La distancia es muy diferente a una pelea, porque no se está tan próximo, pero se estudian todos los ángulos con respecto al público para que parezca real», precisa.
Golpes entre amigos
Cómo dar, cómo esquivar, los puñetazos y las patadas, los cabezazos y estrangulamientos son algunas de las disciplinas de un temario donde no existe la agresión. «No hay violencia, de hecho, suele haber bromas y carcajadas», precisa la experta. Y recuerda que, como en el ‘wrestling’, quienes luchan «son amigos, trabajan juntos». También se aprende a subrayar la ilusión de los golpes con sonidos del cuerpo.
También, a crear una escena o a tener unas bases para seguir entrenando o «conocer los límites y, si hace falta, buscar un especialista para la escena», indica Barcellós, que destaca tanto el carisma como la técnica de Jackie Chan.

http://www.elcorreo.com/alava/v/20100504/cultura/actuaciones-impacto-20100504.html

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Cerrar