Kick-Thai-K-1

El regreso de Glory KickBoxing ¿Cantos de sirena ?

Kickboxing GLORY regresa con GLORY 76 el 7 de noviembre.

¿Serán cantos de sirena o un renacimiento para lo que había sido la mayor promotora de kickboxing en el mundo?

El 3 de julio, la comunidad del kickboxing se sorprendió con las noticias de la prensa holandesa: Kickboxing GLORY estaba en bancarrota.

Cuatro días después, el ex jefe de operaciones de GLORY, Cor Hemmers, confirmó que su acuerdo con GLORY se había pospuesto y que la oficina de GLORY en Ámsterdam estaba cerrada.

Esto parecía señalar el fin de la era de GLORY. Sin embargo, después de un mes, apareció una ruptura en las nubes ya que, según los rumores, inversores británicos desconocidos habían comenzado las negociaciones sobre la quiebra de GLORY.

El 30 de julio, la página web oficial de GLORY anunció tres torneos: GLORY 76 y 77 para el primer fin de semana de octubre en Francia y GLORY 78 para diciembre, con Rico Verhoeven, Badr Hari, Jamal Ben Saddik y Benny Adegbuyi en una tarjeta y cinco cinturones de campeonato en juego.

Más tarde, GLORY también anunció que Hemmers se quedaría con el equipo como embajador.

En agosto, el campeón de peso ligero de GLORY, Marat Grigorian, terminó su contrato con GLORY y firmó con ONE Championship, que utilizó muy sabiamente la inactividad de otras promociones durante la pandemia de coronavirus (COVID-19) y adquirió a casi todos los mejores kickboxers del mundo de la división de peso ligero.

La pérdida de Grigorian fue un duro golpe para la organización GLORY en recuperación. A principios de verano, la compañía había perdido otros dos grandes peleadores en Anissa Meksen y Sitthichai Sitsongpeenong.

Estas dos estrellas también se trasladaron a ONE, pero no estaban tan conectadas con GLORY como Grigorian, un campeón que luchaba en el Hemmers Gym. El mencionado Hemmers puede ser llamado el padrino de GLORY, así que la terminación del contrato por parte de Grigorian significó mucho más que la pérdida de un campeón. Significaba que GLORY y la familia Hemmers ya no eran socios.

El 25 de agosto, Hemmers confirmó estos temores. Reveló que no es parte del equipo de la “nueva” GLORY, como llamó a la organización en su página de Facebook. También declaró que no entiende la estrategia del nuevo equipo.

GLORY guardó silencio y no hizo ningún anuncio durante dos semanas. GLORY 76 y 77 estaban programados para el 2 y 3 de octubre, respectivamente, pero no hubo noticias de la promoción y las tarjetas de lucha de ambos torneos no aparecieron en la página web. Empezó a aparecer como si ambos torneos hubieran sido pospuestos.

El 13 de septiembre, sin embargo, GLORY sorprendió a los fans con un nuevo anuncio. GLORY 76 ha sido reprogramado para el 7 de noviembre. El mencionado Hari luchará contra Benny Adegbuyi, mientras que el campeón de peso welter, Cedric Doumbe, defenderá su título contra su antiguo rival, Murthel Groenhart. Sin embargo, la ubicación del evento aún no ha sido anunciada.

Los aficionados al kickboxing seguramente tendrán los dedos cruzados y esperan que los nuevos propietarios de GLORY encuentren la manera de recuperar y desarrollar esta promoción, ya que una repetición de la tragedia del K-1 sería una carga insoportable para los aficionados a las artes marciales.

 

Daniel Romero

Daniel Romero apasionado de los deportes de contacto y fundador de SpaceBoxing.
Botón volver arriba