Videos

MIKE BERNARDO "FORJARSE UN NOMBRE"

El sudafricano Mike Bernardo fue monarca de peso completo FMB en el 2001, para después enfocarse a las artes marciales en sus diversas variantes .


Sin embargo, más allá de todos los casos que puedan hacer brotar lágrimas en el rostro del lector, hay una que otra que resulta interesante.
Tal es el caso del sudafricano Mike Bernardo, quien como boxeador tuvo como máximo logro el coronarse campeón de la poco reconocida Federación Mundial de Boxeo (FMB).
Hasta donde se sabe, el nacido en Cape Town tuvo apenas 13 peleas, de las cuales ganó 11, perdió una, empató otra y noqueó a nueve rivales.
Su rival de mayor envergadura fue el estadounidense Peter McNeeley, a quien se le recuerda por su penoso papel ante Mike Tyson en su regreso a los encordados.
Tras coronarse monarca de peso completo en el 2001, Bernardo no volvió a boxear y enfocó sus energías a las artes marciales en sus diversas variantes.
Mike Bernardo logró victorias importantes en el circuito del K-1, en cuyos torneos destacados quedó en tercer lugar dos veces y se impuso en igual número de ocasiones a una de las leyendas del circuito: Peter Aerts, el “Leñador Holandés”.
Bernardo fue campeón mundial olímpico de kick boxing en 1995, en peso supercompleto.
En la misma división se coronó monarca universal de muay thai de la World Organization of Kick Boxing Association (WAKO) y de la World Kick Boxing Association (WKA).
Como peleador de kick boxing llegó a tener un récord respetable con 54 victorias, 18 derrotas, tres empates y dos nulas con 42 anestesiados.
Si bien como peleador de artes marciales mixtas Bernardo fue mediocre, con apenas un duelo empatado, hasta la fecha se le recuerda en el mundo del K-1, el kick boxing y el muay thai.
Mike Bernardo supo explotar su verdadero talento y vocación, aprovechó no sólo la potencia de sus puños, sino de sus piernas.
El uso adecuado de sus habilidades merece mención, pues lo convierte en un atleta con talento para dos deportes que son muy diferentes y que muchos “conocedores” insisten en igualar de una manera que sólo perjudica al espectáculo a la hora de los golpes.
La única mancha de Bernardo fue quizá no insistir un poco más en mostrarse como boxeador, aunque después de analizar sus logros como peleador de artes marciales, hasta se le perdona.

Etiquetas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Cerrar