Articulos

La investigación de Jessica Lindsay confirma la muerte debido a un corte de peso Extremo

¿Te acuerdas de la joven Jessica Lindsay  que falleció debido a un fuerte corte de peso ?

La investigación realizada a raíz de la muerte de Jessica Lindsay, nativa de Perth de 18 años de edad, que murió trágicamente en 2017 tras sufrir un colapso durante el entrenamiento para un combate de Muay Thai, ha confirmado que la adolescente murió debido a «una insuficiencia múltiple de órganos por los efectos combinados de la hipertermia y la deshidratación» después de que se le presionara para que bajara 17 libras en sólo siete días.

No estaba preparada para hacer frente a la «vergüenza y el ridículo» que traería a su gimnasio si no perdía 8 kilogramos en siete días, dijo su madre dijo su madre al equipo de investigación.

Los informes muestran que el 10 de noviembre, Lindsay se desplomó durante una carrera mientras estaba acompañada por su hermana de 14 años, pocas horas antes del pesaje oficial de su segundo combate de Muay Thai.

Fue trasladada de urgencia al Hospital Fiona Stanley en Murdoch, Australia Occidental, e ingresó en cuidados intensivos, pero los médicos no pudieron hacer nada para salvarle la vida. Cuatro días más tarde, fue declarada muerta debido a un fallo en un órgano importante.

Lindsay se entrenó en Kao Sok Muay Thai en Forrestdale, Australia Occidental. Propiedad del «Peligroso» Darren Curovic, la madre de Jess, Sharon Lindsay, dijo en la investigación coronaria que el gimnasio promovía una «cultura de la intimidación» y dijo que a su hija le habían dicho que si no lograba subir de peso, «avergonzaría» al gimnasio y a sus entrenadores.

«Jess no estaba preparada para afrontar las consecuencias si no conseguía ganar peso… no estaba preparada para asumirlo», dijo a diversas fuentes de información.

Puntos clave de la muerte de Jessica Lindsay

Jessica Lindsay se sometió a un programa de entrenamiento de » corte de peso» extremo.
Pero se desplomó horas antes de que tuviera que enfrentarse a un pesaje para una pelea
Su madre dice que su hija fue sometida a una cultura de «acoso»… en el gimnasio..

La Sra. Nelson declaró que Lindsay utilizó este método junto con varios otros medios para bajar de peso, incluyendo tomar saunas y baños de agua salada caliente, correr en un traje de sauna y comer una dieta de sólo arroz integral, pollo y brócoli además de usar laxantes.

Jessica Lindsay MURIÓ POR UN GOLPE DE CALOR

El abogado que asistió al forense, Brendyn Nelson, dijo que un examen post-mortem concluyó que la Sra. Lindsay murió de «un fallo múltiple de órganos debido a los efectos combinados de la hipertermia y la deshidratación».

«En otras palabras, Jess murió de un golpe de calor», dijo.

Su madre, Sharron Lindsay, contó a la investigación cómo había llegado al gimnasio el día del pesaje y vio a su hija corriendo en el aparcamiento, llevando capas de ropa, incluyendo un chándal y un gorrito, con un calor de 31 grados.

Dijo que su hija se desplomó mientras corría por un callejón sin salida, por lo que condujo su coche hasta donde estaba y la metió dentro del vehículo antes de llevarla de vuelta al gimnasio.

«Estábamos tratando de despertarla, darle líquidos. No tenía ni idea. Pensé que se había desmayado», dijo.

Afirmó que los entrenadores del gimnasio no sabían qué hacer…

Declaró que su hija le había hablado de sus dificultades para perder peso, pero que «seguía haciendo» lo que le pedían sus entrenadores.

La madre apunta a la cultura del «acoso»


Sharron Lindsay dijo que su hija había pedido de forma amable que se permitiera un peso extra, pero dijo que no la  entenderían.

Dijo que había un enfoque «colectivo» en el deporte, lo que significaba que si su hija no perdía los 8 kilos para hacer la pelea «avergonzaría» al gimnasio, a los entrenadores y a los promotores.

«Jess no estaba preparada para afrontar las consecuencias si no conseguía el peso… no estaba preparada para asumirlo», dijo.

«La vergüenza y el ridículo que viene de la cultura de la intimidación, es horrible… los medios sociales, Facebook… no estaba en su personalidad abordar a gente tan horrible».

La Sra. Nelson dijo a la investigación que se había obtenido un informe pericial de un profesor de medicina de emergencia, Ian Rogers, que había concluido que «cualquier programa agresivo de reducción de peso» no era «seguro».

«La opinión del profesor Rogers es que cualquier programa que produzca una pérdida de peso superior al 5% del peso corporal total durante unos pocos días …. está por encima del nivel que podría recomendarse con seguridad», dijo.

Al comienzo de las actuaciones, la magistrada instructora Sarah Linton dijo que esperaba que los testigos se centraran en los hechos y trataran de no culpar a otras personas a menos que fuera justo.

«Lo que espero que surja de esta investigación es que todos puedan unirse para crear un cambio significativo e importante para hacer del Muay Thai un deporte más seguro, comenzando en Perth y, con suerte, yendo por todo el mundo», dijo.

Etiquetas
Botón volver arriba
Cerrar